miércoles, 2 de marzo de 2011

DESTELLOS

Llegamos a ser uno solo cuando reímos, cuando compartimos infidencias que nadie mas podrá enterarse, cuando escribes lo mismo que yo imagino. Te siento muy cerca que temo quemarte si me da fiebre, derrumbar tu castillo de naipes si amanezco con temblores. No quiero marcharme sin decir que te quiero, que me complementas, que por ti he dejado el corazón sobre la cama.

Llegamos a ser uno solo cuando estamos juntos, pero cuando te vas hay un vacío que inunda las calles, un silencio que estalla a mi alrededor. Me pregunto cuando vendrás, cuando volveré a encontrarte, cuando dejaras de ser un sueño y despertaras entre mis brazos.

3 comentarios:

kalima dijo...

Toda una declaración de amor...domede

pitusa38 dijo...

Uffffffff!!! cada día más lindo tu escrito, no puedo decir nada más, que ser la mujer de tu escrito sería un honor, nadie como tú diría algo tan bonito a una mujer, esa chica podría enarmorarse.
Un beso desde mi soledad, que cada día lo es menos.
Muak!!!!!!!!!

Teperepe dijo...

La pregunta eterna...el ¿cuándo?. Sigo la huella de tu pluma mi querido amigo, no la dejes.


Abrazos
Tere